La escuela IPEA N° 113 – Brigadier General Juan Quiroga de la localidad de Cañada De Luque, provincia de Córdoba, ha cumplido con su proyecto de construcción de un invernadero propio. Esta iniciativa había comenzado a mediados del 2015 cuando la institución realizó el diseño del mismo y se acercó a Fundación Cargill para colaborar con su desarrollo.

El resultado de esta alianza fue un invernáculo con sistema de riego por goteo, el cual además cuenta con un módulo de cultivo hidropónico. Luego de un año de muchos esfuerzos el invernadero se encuentra funcionando y con sus primeros brotes de lechuga, albahaca, acelga y rúcula.

El Instituto Provincial de Educación Agrotécnica N°113, es una escuela modelo en la zona. El involucramiento de docentes y directivos se manifiesta en los múltiples proyectos que lleva a cabo la institución. Además del invernadero la escuela cuenta con árboles frutales, huerta al aire libre, un pequeño corral de feed lot, gallinas ponedoras, cría de pollitos bb, conejos, laboratorio para hacer análisis agropecuarios básicos y estructuras para la realización de mermeladas.

“Esta iniciativa es una forma de impulsar la formación de los estudiantes en prácticas de agricultura responsable que son posibles de ser replicadas en los hogares” dijo Pablo Boetto ingeniero agrónomo en la compañía Cargill. El invernadero, de gran utilidad en la enseñanza de producción de cultivos para el autoabastecimiento familiar, permitirá que los alumnos adquieran conocimientos que proporcionen a sus hogares alimentos frescos y sanos. Por otra parte, gracias a este aprendizaje teórico-práctico, se brindan las bases para que el alumno en el futuro sea capaz de emprender alguna actividad profesional vinculada al área.

El proyecto contó con la participación de empleados de la compañía Cargill quienes asesoraron con la producción, la colaboración de la Fundación de dicha empresa que ha brindado materiales y la ayuda de docentes y padres de los estudiantes quienes aportaron la mano de obra que permitió construcción del invernadero. Asimismo, la predisposición de todo el equipo de profesores y directivos, y en especial a la directora Cristina Figueroa, motor de las actividades que se llevan a cabo en dicho establecimiento, han hecho posible este y otros tantos proyectos realizados.

Gracias a la conjunción de esfuerzos, los estudiantes del IPEA N°113 de Cañada de Luque disponen de un ‬moderno invernadero. Esta nueva herramienta permitirá el aprendizaje de técnicas innovadoras y la generación de producción que podrá ser provechosa para el desarrollo de la institución.

¡Felicitamos a toda la comunidad educativa por otro logro cumplido!