Fundación River invitó al conferencista Javier Hernández Aguirán a dar su charla motivacional “De los pies a la cabeza” a los integrantes de su programa Nuevos Horizontes, quienes viven en la Casa River.

El español, quien preside la ONG De los pies a la cabeza, es dueño de una inspiradora historia de vida: a pesar de haber nacido sin brazos, nada le impidió formarse y cumplir diversos sueños. Por ejemplo, recibirse de periodista deportivo y trabajar en algunos de los medios más importantes de su país como redactor y comentarista deportivo, obtuvo un Diploma paralímpico en natación, y se recibió como como Entrenador de fútbol profesional por la Federación Argentina, y como Director Deportivo por la FederaciónEspañola.

Nuevos Horizontes, el programa de Fundación River, tiene como objetivo acompañar en su desarrollo personal a los niños y adolescentes que provienen del interior y exterior del país y vienen a la Casa River a formarse como deportistas de alta competencia.

Con este objetivo en mente, más de 80 jugadores asistieron a la inspiradora charla de Javier, quien hizo especial hincapié en la importancia del esfuerzo. “En esta sociedad creemos que el único que es exitoso es el que gana. Pero lo que ustedes tienen que saber es que, aun cuando se enfrentan a un rival, con el primero que están compitiendo es contra ustedes mismos. Por eso es tan importante luchar por sacar nuestra mejor versión y dar siempre el 100%: algunas veces, nuestra mejor versión coincidirá con que seamos los ganadores, pero otras veces no, y de todas formas vamos a estar orgullosos de nosotros, porque sabemos que dimos ese 100%”, fue uno de los motivadores mensajes que les dejó a los chicos.

El español, a sus 33 años y sin haber practicado natación antes de los 30, recibió un Diploma en los Juegos Paralímpicos de Londres 2012. Con respecto a esta gran experiencia, afirmó: “Yo me puse una meta muy alta: yo quería ganar la medalla de oro. No siempre querer es poder, pero yo me puse un desafío por delante y me propuse llegar lo más lejos que pudiera. Para eso, hay que ser valiente. Igual que todos ustedes, que se animaron a estar lejos de sus familias, de sus amigos y venir a luchar por este sueño”.

Fundación River comparte con Javier Hernández Aguirán la pasión por la autosuperación y el esfuerzo para encarar cada desafío y continúa trabajando con el objetivo de fomentar valores a través de cada una de sus acciones y programas.