Docentes y estudiantes de Ingeniería Ambiental e Higiene y Seguridad del Trabajo de la Universidad Nacional de Tres de Febrero (UNTREF) desarrollaron un modelo de aerogenerador sustentable para instalar en los barrios y asentamientos humildes de la zona que no disponen de conexión a la red eléctrica. Construido con plásticos derivados de residuos como tubos y tapitas, metales y piezas estándar de fácil obtención, el artefacto permite extraer energía del viento y puede generar una potencia de 2 kW, el equivalente a lo que consumen 200 lámparas led.

“No existe otro en el país, es el primero en su tipo fabricado con materiales reciclables”, explicó el director del proyecto, Dr. Lucio Ponzoni, profesor titular de las asignaturas de Fluidos, Hidráulica y Protección contra Incendios. Lo que se busca es producir un modelo que se adapte a los vientos de la zona, que sea de fácil construcción y mantenimiento, seguro, durable y de bajo costo, detalló. El proyecto tiene un fuerte alcance social, no solo porque permitirá mejorar la calidad de vida de las personas que carecen de servicio eléctrico y aprovechar materiales de desecho, sino porque busca fomentar un involucramiento de la comunidad.

El objetivo es que los mismos vecinos puedan fabricar su propio aerogenerador con materiales reciclables/reutilizables a partir de la capacitación ofrecida desde la Universidad. En ese sentido, alumnos y docentes de ambas carreras están trabajando en el desarrollo de instructivos y en forma complementaria se dictan cursos de eficiencia energética para toda la comunidad.

El coordinador de Ingeniería Ambiental, Ing. Julio Sola explicó que la idea surgió a principios del 2017, luego de realizar un análisis social de la problemática que tienen varios barrios y asentamiento precarios, que no disponen de electricidad, lo que llevó a buscar una solución desde las carreras de Ingeniería Ambiental e Higiene y Seguridad del Trabajo.