El Presidente América Latina y Miembro del Comité Ejecutivo del Grupo PSA, Carlos Gomes, entregó, en San Pablo, los Premios de la Fundación PSA (Les Prix de La Fondation) a los responsables por los tres proyectos finalistas de América Latina.

La premiación mundial, que galardona a los proyectos sociales apadrinados por colaboradores del Grupo PSA, llegó a su 5º edición en 2016, proporcionando a la Fundación PSA la posibilidad de incentivar el compromiso de los colaboradores en causas sociales en los países donde actúa la empresa.

Destinados a favorecer la movilidad de personas vulnerables, los Premios de la Fundación PSA poseen tres categorías: movilidad de personas con necesidades especiales, movilidad relacionada con la educación y la cultura y movilidad relacionada con la inserción social. En total, fueron 80 proyectos inscriptos en todo el mundo (Argentina, Brasil, Eslovaquia, España, Francia, Portugal y varios otros países) y, entre ellos, 20 finalistas fueron premiados, cada uno recibió de la Fundación PSA una donación de un monto de cinco mil euros. Estos finalistas participarán también en una votación pública para elegir a dos de los tres grandes proyectos vencedores del año 2016, que contempló más de cinco mil euros (totalizando 10 mil euros) de premios. En esta edición, fueron seleccionados dos proyectos brasileños y uno argentino para integrar una lista de los 20 finalistas premiados.

Jorge Marcell Guerrero y Luciana Ramos, colaboradores del Grupo PSA en Brasil, y Juan Ignacio Puricelli, de Argentina, apadrinaron los proyectos finalistas de América Latina. Acompañaban a los representantes de las instituciones premiadas: Arca do Saber, Geid Alimenta y Asociación Civil para el Desarrollo Social Ecológico, respectivamente, que recibieron los premios directamente de las manos de Carlos Gomes y de Directores del Grupo PSA.

Durante la ceremonia, Carlos Gomes destacó la importancia de la movilidad como herramienta de cambio social: “El Premio de la Fundación PSA es valioso no solo por lo financiero, sino principalmente por mostrarnos como la movilidad para mejorar la vida de las personas. Trabajamos para ser uno de los principales actores en movilidad y, en este caso en especial, unir la movilidad al trabajo social realizado por nuestros colaboradores es una enorme satisfacción”.

Instituciones premiadas

– Arca do Saber: En San Pablo, la institución contemplada fue Arca do Saber, que recibe todos los días a aproximadamente 120 niños de 6 a 14 años, provenientes de la favela Vila Prudente. El proyecto ayuda a los niños a tener acceso a la cultura y al deporte fuera de la comunidad donde viven. Dos veces por semana participan de actividades deportivas donde juegan básquet, handbol y voleibol, y una vez por mes, realizan una excursión cultural.

– GEID Alimenta: En Río de Janeiro, el proyecto seleccionado fue el GEID Alimenta, que distribuye comida a aproximadamente 600 personas en situación de calle en la ciudad. Los voluntarios recolectan alimentos que los supermercados descartan, pero que aún están en buen estado y preparan las comidas. Con un excedente de legumbres y verduras, hacen abono para una huerta orgánica comunitaria.

– Asociación Civil para el Desarrollo Social Ecológico: En Buenos Aires, la Asociación Civil para el Desarrollo Social Ecológico presta asistencia social y médica a las personas en situación de calle, para ayudarlas a reinsertarse en la sociedad. También se concentra en la promoción del acceso a la cultura y a la educación con base en el respeto por el medioambiente y los derechos humanos.