El ministro Bergman abrió el encuentro en el que se distinguió a un proyecto sustentable de Misiones, que fue seleccionado a partir del grupo de emprendedores ganadores de todo el país.

El ministro de Ambiente y Desarrollo Sustentable de la Nación, rabino Sergio Bergman, participó esta tarde del evento en el que Simacon ICF fue elegido como embajador del Concurso Nacional PROESUS, por tratarse de uno de los proyectos que mejor representó los valores del emprendedorismo y la sustentabilidad. La premiación se realizó en la Biblioteca Nacional, en el marco del Primer Encuentro Nacional PROESUS que fue abierto al público.

Bergman afirmó que “lo importante, en función de haber instalado este programa para los emprendedores sustentables, es que empieza a tener algunas ramificaciones. Vamos a migrar no solamente la agenda de nuestro ministerio sino que también vamos a trabajar articuladamente con otros en el emprendedorismo sustentable en materia social”. También aseguró que “durante la última reunión de control de gestión, fue el mismo presidente Macri quien pidió que algunos ejemplos de este programa puedan pasar a tener visibilidad y se les dé la importancia que esto tiene que tener como manera de expresar el cambio cultural”.

El ministro de Ambiente destacó además la necesidad de que, mediante el apoyo a estas iniciativas, “se mejore la calidad de vida, que tengamos un ambiente sano y equilibrado y, fundamentalmente, que todos tengan este derecho humano asegurado”. Además, Bergman se refirió a la importancia de que estos emprendedores “se transformen en modelos de una generación y de una juventud que ya tiene esa capacidad emprendedora que queremos aplicar a la agenda de la sustentabilidad”. Y finalizó asegurando que “trabajo creativo e innovador es parte de una agenda que va a poder potenciarnos a todos”.

Simacon ICF es de Montecarlo, Misiones. Es un proyecto que consiste en una variación ecológica y sustentable de los módulos de encofrado perdido tipo ICF, para construcción de tabiques portantes, que sustituye el poliestireno expandido (telgopor), tradicionalmente usado en estos sistemas, por residuos de la industria forestal (aserrín) que pasan por un proceso de mineralización. Este proyecto fue, junto con otras nueve propuestas, uno de los diez ganadores del concurso del Programa Nacional de Emprendedores para el Desarrollo Sustentable (PROESUS). Como premio, recibieron una incubación de 6 meses que incluirá capacitaciones, consultorías, asesoramiento, el acceso a un espacio de trabajo y el diseño de un plan de negocios.

Por su parte, el secretario de Política Ambiental, Cambio Climático y Desarrollo Sustentable, Diego Moreno, señaló: “Le vamos a pedir al embajador que nos acompañe el año que viene para desarrollar y para darle potencia al programa en la difusión, a partir de una iniciativa concreta y muy positiva que comparte los valores que el Ministerio le ha dado al programa”. Y explicó también que, de esta forma, es posible “mostrar casos y situaciones concretas para darles visibilidad y contagiar a otros”. Asimismo, el subsecretario de Cambio Climático y Desarrollo Sustentable, Carlos Gentile, también presente en el encuentro, manifestó: “Desde el Gobierno, junto con otros ministerios, tratamos de apoyar en todo lo que podamos, para caminar este camino juntos. Porque juntos podemos generar soluciones a problemáticas ambientales, detectar oportunidades y llevarlas a cabo”.

El objetivo del Programa Nacional de Emprendedores para el Desarrollo Sustentable (PROESUS) fue detectar aquellos emprendimientos que apliquen nuevas tecnologías en proyectos vinculados a temas como el agua, los alimentos, la biodiversidad, los residuos, la energía o el cambio climático, entre otros. Se trata de una propuesta federal impulsada por la cartera Nacional de Ambiente, a través de la Subsecretaría de Cambio Climático y Desarrollo Sustentable. La selección de esta distinción estuvo a cargo de un jurado conformado por Bergman y representantes del Ministerio de Modernización; el de Ciencia, Tecnología e Innovación Productiva; el de Energía y Minería; y referentes del emprendedorismo sustentable.

Otros proyectos ganadores del Primer Concurso Nacional PROESUS, entre los que se eligió al embajador, fueron: Sistema de muestreo de agua superficial (SMAS) de Mar del Plata, Arqlite de Boulogne, ambos de Buenos Aires; VentoSus de Puerto Madryn y Reciclados Esquel (RE) de Esquel, Chubut; Botito de Carmen, Santa Fe; Biorecover y SustentApp de Ciudad de Buenos Aires; Más Ambiente de Mendoza; y Cubotens de San Miguel de Tucumán, Tucumán.

Además de los diez ganadores de PROESUS, también estuvieron presentes los cinco finalistas del concurso Seedstars World que compitieron dentro de la categoría Emprendedores Sustentables, auspiciada por el Ministerio de Ambiente. Estos cinco emprendimientos también serán incubados por el Ministerio.